Blog

Mejillón

El mejillón es un molusco bivalvo que presenta una característica forma longitudinal en hacha, puntiaguda y gruesa en el extremo anterior, y larga muy afilada en el posterior. Se alimenta por filtración, aprovechando el fitoplancton que se encuentra en el agua del mar. Su capacidad de filtración es excepcional, llegando a filtrar hasta ocho litros de agua por hora.

El hábitat natural del mejillón común son las rocas de acantilados próximos a la costa, a las que se adhieren a través del biso. Viven formando comunidades más o menos numerosas, así las larvas se desarrollan con seguridad.

Se reproducen en las costas que baña el océano Atlántico (tanto en Sudamérica como en Europa) y en el litoral Mediterráneo, donde es cultivado desde época romana.

Como curiosidad comentar que en 1235 un marinero irlandés naufragó en Francia, al plantar unos postes con redes para capturar aves y comprobar que se llenaban de mejillones, descubrió que el mejillón se podía cultivar.

El cultivo se realiza en criaderos y viveros debido a sus excelentes propiedades: crecimiento rápido, facilidad para adherirse a soportes y una apreciada carne. Los países productores más importantes son: España (sobre todo en las Rías Gallegas) y los Países Bajos.

RECETA

Ponemos en un cazo: medio vaso de agua y vino blanco, pimienta en grano, laurel y un cuarto de limón. Agregamos los mejillones, tapamos el cazo y dejamos 3-4 minutos a fuego fuerte, comprobamos que se los mejillones se han abierto. Reservamos.

Por último abrimos del todo los mejillones, quitándoles una concha, los colocamos en una fuente de servir y aliñamos con un poco de limón.

VALOR NUTRICIONAL

El mejillón, al igual que otros moluscos bivalvos, contiene muy poca cantidad de grasa (entre el 0,5 y el 2%), aportando de 67-68 calorías por cada 100 gramos de porción comestible, además de resultar una fuente de proteínas. Estas cantidades siempre dependen de su método de elaboración ya que no aportan las mismas grasas los mejillones cocidos que los “Tigres” (con bechamel y rebozados).
Entre las vitaminas destacan las del grupo B como la B1 o tiamina, B2 o riboflavina, B6 o piroxina, y B12.
Sobresalen en su composición minerales como el yodo, hierro, calcio, sodio, fósforo y magnesio.
Es un alimento que se utiliza en dietas de control de peso. Se recomienda especialmente a los deportistas, embarazadas y niños.

Imagen de www.paxinasgalegas.es

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies